Seguidores

sábado, 17 de diciembre de 2011

ELVIS PRESLEY: "From Elvis Presley Boulevard, Memphis, Tennessee" (1976)

Diciembre es un buen mes para escuchar la música del Rey. Sus discos de Navidad o de góspel son buenos ejemplos para llevar con mejor humor todo lo que rodea estas fechas.
No os voy a agobiar por ahora con esos ejemplos obvios y me voy a decantar por su penúltimo álbum como fue “From Elvis Presley Boulevard, Memphis, Tennessee”, que también sirve para afrontar la última recta del año con mejor cara, aunque hay que reconocer que el material aquí presente no es el más vitamínico y positivo que uno se puede echar a los oídos.
Los detractores de Elvis, que siguen pensando que sus últimos años fueron horrendos, pueden tragar sus palabras porque lo que tenemos aquí es una colección de canciones que tiran de espaldas. Es cierto que el final de Elvis ya estaba a la vuelta de la esquina, su salud flaqueaba por todos los sitios, las depresiones eran más profundas, el consumo de pastillas iba incrementándose sin descanso y la cabeza cada vez se le iba más, pero por el otro lado de la balanza, el Rey seguía ofreciendo lo mejor de sí mismo a sus fans y sacaba todo lo que tenía dentro para regalarnos interpretaciones de una grandeza enorme.

Para facturar este disco, Elvis se encerró en su propia mansión de Graceland y grabó en la famosa Jungle Room prácticamente todos los temas en vivo en compañía de músicos que le acompañaron desde hace años en la TCB Band como Jerry Scheff, James Burton, John Wilkinson, Ronnie Tutt, sin olvidar la magnífica voz de J.D Summer que le arropaba de manera perfecta en la mayoría de los temas.
Durante estas sesiones que duraron pocos días en el mes de febrero del 76, Elvis nos obsequió con delicatessens del calibre de “Hurt”, “Blues eyes crying in the rain” o “Bitter they are, harder they fall”, auténticas joyas que no hacen más erizarte el vello y donde los sentimientos están a flor de piel con cada segundo de escucha. “I’ll never fall in love”o “Solitaire” son de una tristeza tan acentuada que sólo un ser tan atormentado como Elvis podía cantarlas con tanta pasión. Completan esta maravilla, otras preciosidades como “Never again”, “The last farewell”, la más movida “For the heart” o ese himno que muchos de los grandes han incluido en su carrera como es “Danny Boy”, con una vez más un trabajo vocal por parte de Elvis de matricula de honor.
Un disco estremecedor y escalofriante que demostraba que Elvis seguía cantado como nadie, a pesar de todos los contratiempos que sufría.

13 comentarios:

paulamule dijo...

Eso, my love, que escuchen y se vayan enterando si a estas alturas aún no lo han hecho. Y es que qué maravilla. Esa "Hurt" me desgarra por dentro cada vez que la escucho y fue la que le dediqué a la abuela cuando murió, y esa "Solitaire" es una de las canciones más maravillosas que he oído jamás y una de nuestras joyas preferidas.
Me encantan estas entradas tuyas de Elvis con tanta pasión.
Salud, Hey Jude.

RAFA dijo...

Ahh que grande. Hace poco di un repaso completo a mis discos favoritos del rey, y este no podia faltar !!! El problema es que despues de escucharlos durante una temporada cualquier cosa nueva me deja muuuuy frio.un saludo

Paco dijo...

Menudo repertorio que se gasta, a pesar de los pesares.
Esos dos temas que nombra Paula serían suficientes para hacer este disco imprescindible. Y más los que nombras tú.
Además siempre olvidamos que esa voz estaba muy bien acompañada por una pedazo de banda, como se puede comprobar en el vídeo que has puesto, maravilla total.
El rey.
Saludos.

Thumb dijo...

Pues yo personalmente soy de los que prefieren su etapa setentera,(sin renegar nunca del resto, faltaría mas)) y no sabria bien el porque, hay algo de excesiva, de grandilocuente, de estar fuera de la corriente de la música de entonces que le confieren al Elvis de entonces el tener un especial encanto para mi.

Siempre es bueno volver a sumergirse en sus discos con periódica frecuencia, tu cuerpo y tu mente te lo agradecen.

Agente Cooper dijo...

El material de estos ultimos albumes de Elvis es de una emotividad que casi duele.

Buen recordatorio Rockland...y la portada atómica, por cierto!

ROCKLAND dijo...

Paulamule: pues si no se enteran peor para ellos porque la etapa 70’s de Elvis es ¡¡brutal!! Sabes que soy un completo fanático de este hombre y al redactar unas pocas palabras sobre él es normal que la pasión se me dispare, je,je.

Rafa: no me extraña, compañero. Elvis deja en ridículo a cualquier lanzamiento que se edite hoy en día. No habrá nadie igual ni parecido.

Paco: es muy fácil criticar la última etapa en directo de Elvis y sobre todo meterse con su estado físico pero en cuanto a voz y dejarse el alma en cada estrofa no hay nada que objetar. Era un monstruo de la interpretación y le daba igual cualquier estilo. Podía con todo y lo llevaba a su propio terreno con una facilidad pasmosa.
La TCB Band eran unos músicos de acojonar donde primaba la efectividad ante el lucimiento personal. Enormes.

Thumb: a elegir yo también me quedo con su material 70’s. Tú lo has definido perfectamente: todo es grandeza, esplendor, glamour, magnificiencia…

Agente: es emotivo a más no poder sabiendo lo poco que e quedaba de vida. Su voz en muchos de los temas que hacen parte de este álbum, te arrancan de cuajo el corazón. Tremendo. Siempre es un placer ver al Elvis más glamuroso en una portada.



Saludos.

Tyla DeVille dijo...

Hey!

Iba a emplear el mismo adjetivo que el Agente para designar la cubierta: "Atómica". Una vez lo vi en vinilo -y barato- y no me lo pillé: Estupideces que hace uno en la vida.

Rock On!

Anónimo dijo...

AGT64: Hello Jefe! Que podemos decir...THE KING.
Y nadie nunca jamas le quitara el titulo. No hay mas que decir.
Abrazos.

Il Cavaliere dijo...

¿Diciembre es un buen mes para escuchar la música del Rey?....coño! yo pensaba que cualquier dia del año, sea invierno o verano, haga frio o calor, es bueno...jajajaja
No me lo tengas en cuenta jajaja

Mira, que en la vida no se puede vivir creyendo que Bob Dylan todavía está inventando el pan de molde en el siglo XXI pero haberlos haylos.

Pero Elvis fue muy grande hasta el final. ¿Detractores de Elvis?, ¿esos quienes son?...jajaja. Peor para ellos.Todas las etapas del Rey son increibles, esta tan emotiva no digamos.

Una vez me escuché decir que Elvis grabó unas cuantas horteradas. Lo dijo un enfermo de los Beatles...¿Qué tal obla di obla da o Yellow Submarine?....

Muy grande este disco, muy grande la Jungle Room...¿estuviste dentro?

Un abrazo crack

ROCKLAND dijo...

Tyla DeVille: unforgiven!, je,je. La próxima vez y con tan buen precio te lo llevas para casita. Sólo por ver esa portada ya merece la pena tenerlo en tu colección.

AGT64: hey, qué tal estamos, compañero! Espero que ya estés haciendo planes para el próximo Azkena. Skynyrd, Sabbath y Blue Öyster Cult son un buen aperitivo para empezar, ¿eh? Ojalá nos veamos otra vez por Vitoria. En cuanto a Elvis, sobran más palabras. El puto amo.

Il Cavaliere: hombre, no voy a negar que este hombre grabó auténticas bazofias. La mayoría de sus bandas sonoras son infumables. Si obviamos esa etapa hollywoodiense, el resto es de cagarse del gusto. Los 50’s son suyos y del “Comeback ’68 en adelante pocos le podían hacer sombra, a pesar que físicamente iba a menos. Y tienes razón, cualquier mes del año sirve para escuchar la música de este fenómeno, ¡faltaría más! Ja,ja,ja.
Por supuesto estuve en la Jungle Room. Tiene una decoración alucinante y es relativamente pequeña. La verdad es que no te imaginas que montara un estudio allí mismo. Lo que más me sorprendió de la mayoría de las estancias de Graceland es que los techos están muy bajos. Es una pena que no tenga fotos digitales para compartirlas aquí. Hice fotos con la analógica pero al no poder usar flash no están muy logradas.El viaje lo hicimos en el 2002 y todavía no tenía cámara digital. Si es hoy, hubiera hecho miles de fotos allí dentro, je,je. Espero volver algún día…



Long live to The King of Rock’n’Roll.

Saludos.

Mr. Thunderstruck dijo...

Siempre fue el Rey, siempre!!! Como Mercury la Reina...hasta los últimos instantes de sus respectivas vidas. Veo el último concierto de Elvis y no puedo dejar de emocionarme por el nivel que muestra. ¡Qué voz!. Buena recomendación.

Il Cavaliere dijo...

El mejor fan es el primero que sabe reconocer los errores. Mírame a mi que no hay crónica del Reverendo por no darle hasta en el carnet de identidad...aunque igual me animo...jajajaja

Gracias por la info de Graceland. Puede que haga las maletas y me dedique a viajar un par de años por el mundo......veremos.....

Muy grande todo Glimmer Twin

ROCKLAND dijo...

Mr. Thunderstruck: las imágenes de su última actuación son ¡impactantes! Cada vez que veo esa interpretación del "Unchained melody" se me encoje el corazón. Tremendo documento.

Il Cavaliere: si puedes no lo dudes. Memphis tiene un encanto especial aunque hay que reconocer que no es nada bonita y el Downtown es un poco incómodo para los turistas. Notas bastante pobreza en muchas gente, especialmente en la de color. Eso sí, respira música en cualquier lado, sobre todo en Bealte Street y la figura de Elvis está en todas partes. Por cierto, no es una ciudad muy cara en comparación a NYC o L.A.

Saludos a los dos.