Seguidores

miércoles, 18 de mayo de 2011

MAD SEASON: "Above" (1995)

Hace años que ando bastante desconectado del planeta Seattle con todas esas bandas que fueron de tal importancia en mi vida a principios de los 90. Todo tiene su auge y su caída y después de machacar tantísimo a Soundgarden, Pearl Jam, AIC o Screaming Trees, he de confesar que todos estos grupos ya no hacen parte de mi menú musical. Pasan larguísimas temporadas y es difícil que algunos de esos discos vuelvan a reinar en mi hogar.
Esta tarde he hecho una pequeña excepción con este proyecto que se llamó en su día Mad Season donde participaban el añorado Layne Staley, Mike McCready, Barrett Martin y John Baker Saunders, fallecido años más tarde de editarse este CD de una sobredosis de heroína.
Tal vez porque tenía la vena un tanto melancólica, ha vuelto a caer este disco lleno de sinceridad donde la emotividad y la profundidad de canciones como “River of deceit”, “Wake up”, “X-Ray mind” o el marcado blues que es “Artificial red”, son a todas luces incuestionables. La presencia del gran Mark Lanegan era otro de los grandes alicientes de este proyecto al poner su pequeño granito de arena en labores compositivas y su personalísima voz en “Long gone day” y “I’m above”, dos joyas que valen de por sí la compra de este álbum. Y por supuesto, no me puedo olvidar de “November Hotel”, una instrumental que corta el aliento donde el bueno de McCready demostraba con creces que en aquellos años tenía los dedos llenos de talento y magia.
Un disco que respira tranquilidad, pureza y sosiego pero a la vez desprende tanta tristeza en su música y en sus textos que cuesta volver a sacarlo de su cajita. Hoy ha vuelto a suceder pero no sé cuánto tardará en tomar el camino del reproductor una vez más.

32 comentarios:

Chals dijo...

Magnísico, no los conocí en su día, pero me encantan. En el video Staley está magnífico. Hoy lo pondré, estoy un poco mad season también.
Saludos

manurhill dijo...

Gran disco, eso sí lleno de melancolia y tristeza. En esos días lo que tocaban estos "tios" de Seattle parecía estar bendecido por las musas.

Saludos

javistone dijo...

¿sosiego? ¿Estamos hablando del mismo disco? Yo creo que no, un disco que comienza con Wake up con una letra así produce cualquier cosa menos sosiego... Uno de mis discos favoritos de todos los tiempos, uno de esos a los que te sientes unidos. Ah, cierto en lo que dices de las bandas seattle, aunque yo a los screaming trees los sigo escuchando.
Saludos... Y participen en mi concurso, aun hay tiempo!

4 strongs winds and 7 seas dijo...

Un pedazo disco, si sñor! Como esa pedazo de cabecera!
un abrazo
¿Mike Farris?

Paco dijo...

No los conocía, pero da gusto escucharlos en este tema. Muy buenos, aunque estén algo "down...", y sintiendo mucha "pain". Este estado siempre inspira.
Un abrazo.

Aitor Fuckin' Perry dijo...

Hombre, tranquilidad y sosiego... más agobio diría yo, es intenso, intenso. Era una formación de ensueño y se pensó en un segundo disco pero pasó lo que pasó. Es un disco maravilloso. Y sí, Mike McCready en estos años era Dios.

PUPILO DILATADO dijo...

Has tocado uno de mis punto flacos, una de mis más grandes debilidades, un disco que duele cuando lo escuchas, una colección de canciones, sincera sí, pero de una intensidad emocional que te deja hecho polvo cuando acaba el último segundo.

Sólo lo puedo escuchar de noche y me pasa como a tí, me cuido de no escucharlo demasiado sólo cuando mi alma me lo pide.

Gracias por reivindicarlo rockland.

ROCKLAND dijo...

Chals: el día tan gris que tenemos hoy en Asturias invita a ello. Mad Season es la perfecta banda sonora para acompañar los nubarrones que inundan el cielo.

Manurhill: es difícil imaginar un disco alegre con la participación de Staley. Además en aquella época McCready estaba bastante jodido con el alcohol y el bajista era otro adicto a las drogas de mucho cuidado. Con todo ese panorama, sólo podía salir un disco de este calibre. Y sí, en aquellos años, Seattle y sus bandas eran el centro del universo.

Javistone: hombre, en reglas generales es un disco bastante pausado y relajado. Tal vez “I don’t know anything” y “Lifeless dead”, sean las más cañeras. El resto es bastante tranqui, o eso me parece a mí.

Tsi: ¿Mike Farris? Ni pajolera idea, pero no me gusta ni un pelo como han diseñado ese concierto único. Queda un mes y no sabemos nada aún. ¿Cómo se consiguen esa invitaciones, colega?

Paco: tenemos un montón de ejemplos en la historia de la música que cuando músicos están muy jodidos por dentro suelen crear auténticas maravillas y Mad Season son otro buen ejemplo. Y todo se traduce en música real, pura y honesta.

Aítor: ciertos temas sí que son bastante relajados. ¿Qué me dices de “All alone”, “Wake up”, “Long gone Dead” o incluso “River of deceit”? Hay como una especie de paz interior que envuelve esos temas. No sé, quizás no sea la palabra exacta pero lo que está claro es que nos alejamos bastante de las descargas metálicas de AIC que sí me parecen más agobiantes. Esto suena mucho más bluesy y se nota mucho la mano de McCready.

Pupilo: un disco que hace mella, ¿eh? Está claro que hay determinados discos que van asociados a tu estado de ánimo y “Above” es uno de ellos. No me imagino escucharlo haciendo deporte o en una fiesta a las tres de la madrugada, je,je.




Saludos!!

Simu dijo...

Uno de mis discos preferidos de siempre. Y yo sí sigo escuchando Superunknown, Vs, Ten, Dirt o Sweet Oblivion. La escena Seattle me sigue pareciendo la última gran oleada de artistas y bandas increíbles que ha dado la música. Ahora hay buenas bandas, sin duda, pero la creatividad, talento y frescura de esa generación, salvo contadas excepciones, no ha vuelto a aparecer.

Saludos!

El Bicho Reactor dijo...

No lo devuelvas al cajón de los recuerdos, es un discazo! grandes canciones compuestas e interpretadas por talentosos!
Salud!

Alex Noiser dijo...

Un trabajo para mí, sobresaliente, que demostraba la inquietud de sus músicos y la estupenda salud que gozaría el Grunge en aquellos años.

No puedo pasar por alto I´m Above y el dueto entre Lanegan y Staley. La desadoladora River Of Deceit; es que sencillamente desoladora, le dan ganas a uno a asomarse a la ventana en una tarde de lluvia. Las raíces bluseras de Artificial Red... es un disco que da para mucho. Me ha encantado la entrada, tío, saludos!! ^^

J.M.B. dijo...

Uno de mis discos favoritos. Increíble.

Saludos

Ofersan dijo...

Una obra de arte, cuando salio corrí a por el, y desde ese día lo reviso a menudo, saludos.

javier dijo...

Me vais a odiar pero para mi Seattle y todo su plan de tristeza postindustrial me parecen de lo peorcito que ha dado la musica,ruido o melancolia ñoña sin solucion de continuidad.El rock and roll es otra cosa,majetes.Y para penas está el blues ortodoxo.
Firmado:un ultra de las buenas costumbres musicales.Arriba Brilleaux,abajo Cobain.

eric waits dijo...

Uno de mis discos favoritos de la epoca seattleiana. Seguramente de los menos anclados en el "sonido" de la epoca ... Buenos recuerdos de bandas que ya hace mucho perdieron su brillantez.

TwoHeadsOneBrain dijo...

Que bonito suena tio, que bonito. Y eso que acabé del asunto Seattle un poco hasta el gorro y de alli, me quedo con la serie Frasier. Aunque reconozco que esta canción me ha llegado.
Un abrazo.

ROCKLAND dijo...

Simu: en lo que comentas estoy totalmente de acuerdo contigo. Esas bandas de Seattle tenían un nivel muy, muy alto y a mí personalmente me cuesta encontrar bandas tan grandes en el panorama actual que les pueda igualar. No las veo por ningún lado. Otra cosa es que me cuesta muchísimo volver a escucharlas después de machacar tanto sus discos. Hoy en día, mi menú se basa básicamente en los clásicos de siempre, más alguna novedad que me pueda interesar.

El Bicho Reactor: es para determinados momentos. No se puede escuchar este tipo de discos a todas horas ya que tu salud mental puede estar seriamente dañada, je,je.

Alex: es sin duda un disco especial y “River of deceit”, brilla de manera sublime.

J.M.B: no lo situaría entre mis favoritos pero es muy, muy bueno.

Ofersan: yo también me lo agencié nada más salir al mercado.

Javier: pues yo combino perfectamente a Brilleaux con Cobain o Elvis con Rory Gallagher y un sinfín de cosas más. No puedes negar que hay calidad, por Dioss!!
¿El grunge lo peor que ha dado la música? Esas bandas estaban influenciadas por Sabbath, Led Zep, Hendrix…grandes nombres de la música. ¿De verdad te parece ñoño un grupo como Soundgarden? Escucha “Badmotorfinger” y me lo cuentas. Ese disco es una brutalidad sonora, copón!!!! Pero bueno, para gustos colores, ¿no?

Eric Waits: menos anclado porque suena más bluesero y el disco no está tan desgastado como otras obras que literalmente hemos machacado sin parar.

TwoHeads: el sonido Seattle nos impactó a todos o casi todos. Fue una época irrepetible pero que ahora la disfruto muy poco. El tema suena celestial.




Saludos a todos!!

alberto de mieres dijo...

A mi también me gusta mucho este Lp, otra muestra de lo brillante que fue ésa década musicalmente.
Yo no sólo sigo escuchando a menudo esas bandas -las que mencionas, y algunas más-, es que creo que con el paso del tiempo algunos de estos álbumes son más grandes aún, y sospecho que con el paso del tiempo serán una referencia y unos artistas señeros para todo buen amante del Rock and Roll.

Carlos dijo...

Hola amigos,os dejo link de mi blog discos pensados. os pongo en el mio Saludos

Anónimo dijo...

Ahora que estamos más que nunca en la era de los grupos prefabricados ,ya no saldrán proyectos como estes o Temple of the Dog.
Ahora las bandas son incapaces de componer obras maestras del calibre de las mencionadas antes.

manel dijo...

Yo todavía suelo escuchar a Pearl Jam a menudo y, quizás , a Soundgarden. El resto de bandas de Seattle o ancladas en aquello que se dió en llamar grunge ya no visitan mi equipo. Es cierto que este disco es especial, por su atmósfera y los músicos que participan. Saludos.

ROCKLAND dijo...

Alberto: viendo lo que hay ahora es lógico pensar que todas esas obras de los 90 que tenemos en mente sean unos clásicos. No discuto que se hace buena música hoy en día pero es infinitamente inferior a la década de los 90.

Carlos: OK!

Anónimo: obras maestras no hay casi ninguna. Es muy difícil encontrarse con un disco que realmente te impacte. Antes salían clásicos cada semana. Ahora es simplemente escuchar una novedad unas cuantas veces y pasar enseguida a otra cosa. No se disfruta la música como antaño.

Manel: buff, Pearl Jam me cuesta un horror volver a escucharlos. Ni tan siquiera “Ten”, vuelve a menudo a mis oídos. Además, sus últimas obras me parecen muy, muy pobres y no ayudan nada para volver a recuperarlos. A ver qué pasa con el nuevo de Soundgarden para el 2012.



Saludos!!

javistone dijo...

Disco obra maestra el último de Graveyard, le puede mirar de tú a tú a los grandes discos de los 90's. Sin duda.

ROCKLAND dijo...

Javistone: ¿obra maestra?, mmmm, intentaremos averiguarlo pero lo veo muy, muy difícil y más con los tiempos que corren. Además una obra maestra se aprecia con el paso del tiempo y no con una docena de escuchas. De todas formas, le daremos una oportunidad.

Saludos.

javistone dijo...

A ver, el disco es una locura, en mi opinión. Y no estoy de acuerdo en dos cosas, si me lo permites: Yo escuché Powertrip una vez y ya sabía qué tenía entre manos. Que hay discos que obtienen el reconocimiento que se merecen con el tiempo, sin duda. Pero no hace falta que transcurran los años siempre para que se valore en su justa medida. Y en segundo lugar, el hecho de que ahora no haya una corriente cultural como la de los 90's significa que tiene mas merito, entonces se estaba mucho más receptivo, y ahora al contrario, mas excepticos. En cualquier caso, para mí este disco es sublime, y ojo, no digo que esté a la altura de aquellos discos, no quiero comparar, pero desde luego, sí puede mirarles de tú a tú. Humble opinion.

ROCKLAND dijo...

Javistone: y cuantas veces nos ha pasado escuchar un disco un par de veces pensando que la rehostia y con el paso del tiempo se quedó relegado en la estantería cogiendo polvo. No sé, pero creo que el paso de los años es el perfecto juez que dictamina si una obra es clásica o no. Por supuesto, el “Powertrip” me entró como un tiro pero la grandeza del disco es que lo sigues escuchando 15 años más tarde. Además, esos tipos ya nos habían alucinado a todos tres años antes con “Dopes to infinity” y ya llevaban una cierta trayectoria.
Dudo mucho que esos tal Graveyard (seamos sinceros pero no lo conoce nadie) vayan a sacudir el negocio a esta alturas tal como están las cosas. No pongo en duda que pueda ser un buen álbum pero de ahí a ponerlo ya como obra maestra hay un trecho. Mucha gente tiene tendencia a poner por las nubes un producto y después nada de nada. Si dentro de un par de años seguimos hablando de ese disco ya será una buen señal porque lo más lógico es que ni tan siquiera tú te acuerdes de ellos. Una obra maestra es algo único, irrepetible, es algo que se sale de lo normal y hoy desgraciadamente no ocurre con casi nada.
En fin, no quiero eternizar el tema y prometo escuchar el disco.




Saludos!

Freaky Boy Hood dijo...

Pedazo de disco, de lo mejor de la decada.

Un abrazo.

Möbius el Crononauta dijo...

¡Mad Season! Que grandes. Deberíamos recordarles más a menudo...

javistone dijo...

Rockland, la verdad es que no estoy muy de acuerdo con lo que dices, pero vaya, tampoco nos vamos a enzarzar con el tema. Y menos un viernes!

Mr. Thunderstruck dijo...

No lo tengo, en cuanto pueda me hago con él. Esa "escena" también fue importante para mí y tuve que luchar mucho entonces con mis amigos, que eran heavys de pro y no la aceptaban de ninguna manera.
Sorprendentemente con el paso de los años algunos de ellos eran verdaderos seguidores de la misma ¿? (el poder de persuasión de las novias, jeje) Saludos!

ROCKLAND dijo...

Freaky: no seré yo que lo ponga en duda, master!

Möbius: pues sí. Una banda muy especial y que por varias desgracias no pudo seguir su rumbo.

Javistone: pues yo tampoco. Simplemete tengo otro concepto de los que significa una obra maestra.

Mr Thunderstruck: hazte con él. Seguro que lo disfrutarás a tope!



Saludos.

Milano dijo...

OOOOHHHHH !!!!! Justo cuando encontré tu blog en la web escuchaba este disco de fondo, junto "temple of the dog", son lo mejor de los 90

Saludos desde Chile.