Seguidores

martes, 15 de febrero de 2011

DOC HOLLIDAY: "Doc Holliday rides again..." (1981)

Me acabo de enterar hace un par de horas que Doc Holliday tocarán en el famoso Sweden Rock Festival y no puedo evitar hacer cábalas para que los rectores del Azkena se pongan las pilas y les metan en el cartel del décimo aniversario que se celebra un par de semana después. A estas alturas, no creo que tengan mucho caché y sería todo un notición para los amantes del southern tenerlos al lado de Gregg Allman. Por soñar que no quede.
Al leer la noticia, me sorprendió que estos tipos sigan todavía en activo. Directamente fui a su página web y me chocó que todavía sigan editando material y girando de vez en cuando. Sinceramente les había perdido la pista desde hace varios años y, sin más, no pude evitar volver a pinchar uno de sus clásicos como “Doc Holiday rides again”, todo un pepinazo del mejor southern facturado en la década de los 80 al lado de gente como ’38 Special, Molly Hatchet o Blackfoot.
Si tuviera que recomendar algún disco de estos entrañables outlaws que toman su nombre de un célebre pistolero del medio oeste, no lo dudaría ni un solo instante y os diría que os tiráseis de cabeza a por sus dos primeras obras editadas al principio de los 80. El resto de esa misma década, ya es más desigual y prescindible pero lo que nos ocupa hoy es un álbum muy a tener en cuenta.



“Doc Holliday rides again” salió al mercado el mismo año que su antecesor “Doc Holliday”. Me parece su obra más completa, adornada por nueve canciones como nueve soles destacando por encima de todas, un par de himnos en la mejor tradición sureña como “Southern man” y “Lonesome guitar”, que es una maravilla escucharlas después de tanto tiempo. El resto no es moco de pavo y conforman un álbum sólido como una roca con bombazos atronadores como “Last ride” o “Hot rod”. Las influencias del country-rock hacen acto de presencia en esa deliciosa “Doin’ (it again)” y la vacilona “Let me be your lover” destaca por su excelente trabajo a la slide guitar. En la versión CD, que es la que poseo, vienen un par de golosinas tan apetecibles como unas excelentes versiones del ”Travelin’ band” de John Fogerty y “Whiskey train” de Procol Harum. ¡Casi nada, compadres!
Os dejo con una frase que ilustra la contraportada del CD y que deja bien a las claras el tipo de artefacto que tenemos entre manos por si todavía os queda alguna duda:

"Enjoy the music, and if the climax of “Lonesome guitar” doesn’t have you slippin’ sour mash from the nearest available Stetson, then the stamp on your southern rock passport might just have expired!”

Os dejo con la apoteósica “Lonesome guitar”, una de las canciones más bellas del southern con ese solo de guitarra de tres minutos de duración al final del tema que no puede dejar indiferente a nadie. ¡¡Impresionante!!

10 comentarios:

Freaky Boy Hood dijo...

Madre mia.... Que barbaridad. Tomo nota de esos dos albumes para ya.

Un abrazo, compañero.

ÁNGEL dijo...

¡Vaya temita guapo, colega! Ya mismo les echo una oreja a estos Doc Holliday. Gracias por el consejo. Una maravilla.

Un saludón.

Da Muzz dijo...

Impresionante, que olvodados los tenía. Voy a rescatar el CD de la estantería.
Un saludo

TSI-NA-PAH dijo...

Estaria genial que estuviera en el Azkena, pero me temo que es otra quimera, aunque por ahora muchos de nuestros deseos se han visto cumplidos!
Ahora mismo me pincho a bueno de Doc!
un abrazo

manel dijo...

Si señor, esos dos primeros trabajos eran muy apetecibles. Yo también voy a recuperarlos...Que bueno sería verles en directo! Saludos.

Koloke dijo...

Joerrrrrrrrrr!!!

A ver si lo pillo en Amazon (el último que compré tras recomendación tuya, un directo de los Outlaws, acierto total)

paulamule dijo...

Pues no estarían nada mal para ese magnífico sábado que se nos avecina. Por pedir que no quede my darling.
Salud, Hey Jude.

Freebird dijo...

He de reconocer que el southern ochentero no me atrae en demasía y es que los setenta dejaron el listón muy, pero que muy alto. Por otra parte esta banda que conocí hará ya unos cuatro años, me dejó en su momento muy buen sabor de boca, pero insisto, grandes bandas de southern en los ochenta, la "cagaron" literalmente...

Un abrazo.

ROCKLAND dijo...

Freaky: temazo de mucho kilates, master! No dudes en darles una oportunidad.

Ángel: de cabeza a por ellos!!

Da Muzz: bien hecho! Garantía de buenas dosis de southern de primerísima calidad.

Tsi: sí, la verdad es que este año no hay queja. Sólo falta que den un par de cabezas de cartel de renombre y será ¡histórico!

Manel: dos de los mejores trabajos de southern rock de principio de los 80. Así de claro!!

Koloke: no sé la razón exacta pero los discos de Doc Holliday no suelen ser nada baratos. Rondan los 20$ y son ediciones remasterizadas de hace algún año. Para mi es una compra segura pero si tienes alguna duda dale a algún enlace en la web para catarlo antes.

Paulamule: está difícil porque no son nada conocidos por estas tierras. El Sweden Rock Festival es otro mundo y siempre tienen un cartel espectacular.

Freebird: tienes razón, los 80 no fueron buenos años para el southern. Muchas de las bandas se fueron orientando hacía un sonido mucho más FM y tirando a AOR. Ahí están los ejemplos de ’38 Special, Moly Hatchet o Blackfoot. Pasó lo mismo con Doc Holliday con sus sucesivos trabajos pero te puedo asegurar que sus dos primeras obras son geniales.



Saludos.

Anónimo dijo...

Ahhhhh lovely---- so long since I heard that! This is real rock, real music.
One of the best songs ever.