Seguidores

miércoles, 4 de noviembre de 2009

TRIUMPH: "Rock'n'Roll machine" (1977)

Descubrí relativamente tarde la carrera discográfica de Triumph. No fue ni por falta de tiempo, ni por falta de interés, simplemente tenía unos prejuicios equivocados dé como podían sonar estos tipos. Me hacía la idea de que eran un grupo heavy de tercera fila y que eran perfectamente prescindibles en mi vida. Los desechaba sin más y lo que es peor ¡sin haberles escuchado! Desde luego, con esa actitud merecería los peores calificativos porque esta banda tienen un currículum que tira de espaldas.
En el momento que cayó en mi manos este ”Rock’n’Roll machine” la cosa cambió radicalmente y su discografía se abrió ante mis oídos. Este fue el primer trabajo de la banda que escuché y el que más me gusta sin duda.
Al descubrir este disco, mis prejuicios se fueron al traste de un plumazo porque lo que se escondía en este álbum era hard-rock clásico de altísimo nivel que podía perfectamente competir con los grandes nombres de aquella época con las influencias obvias de Led Zeppelín o a los que muy a menudo se le comparó, sus compatriotas Rush. La música de Triumph iba mucho más allá del simple hard-rock, podían coquetear con varios estilos gracias a la habilidad de estos tres músicos que formaban este poderoso conjunto. Este power-trio formado por Gil Moore, Mike Levine y uno de los guitar-heros más infravalorados de la historia como Rik Emmet eran como el propio título del disco indica, una auténtica maquina de hacer rock’n’roll. El rubio y versátil guitarrista era para echarle de comer aparte…Virgen Santa qué técnica y qué habilidades mostraba a las seis cuerdas.
Y no hay mejor prueba que meterse este disco publicado en el 77 directamente en las venas y alcanzar el bendito cielo para darse cuenta del potencial y la riqueza musical que destilaban estas tres fieras. Abre fuego la enérgica “Takes time” que da paso a una más sosegada pieza como “Bringing it on home”. “Little Texas shaker” vuelve a relanzar la maquinaria e irrumpe con otro pedazo de riff marca de la casa gracias a la destreza de Emmet. Las dos partes que constituyen “New York city streets- part I & II” son una auténtica maravilla para los oídos. La primera más sosegada acaba con un solo muy jazzy por parte de Emmet y se enlaza para sumergirnos con otro temazo de hard rock en su segunda fracción. Llega el momento álgido del disco con el masterpiece “The City”, una delicatessen musical que se diferencia en tres partes y que es un verdadero tour de force del genial guitarrista canadiense. Un tema largo de nueve minutos que para nada se hace pesado y al cual considero una de las piezas más bellas que he escuchado nunca. La recta final del disco la componen una versión del “Rocky mountain way” de Joe Walsh y el verdadero clásico de la banda que es “Rock’n’Roll machine” que cierra de manera sobresaliente esta obra maestra.
¿Qué más se puede decir? Pues, que debería de ser un álbum que todo buen hard-rockero tendría que tener en sus estanterías. No valen excusas de ningún tipo…imprescindible como el comer!!

Su mítica actuacion en el US Festival del 83:

20 comentarios:

Javier dijo...

Me paso con los Triumph un poco como a ti, me compre el "Thunder Seven" cuando salio a mediados de los 80, no estaba mal , en la onda del heavy melodico de aquellos años, pero no es un disco que escuche mucho la verdad. Sin embargo me baje este "Rock´n´roll Machine" y mi opinion del grupo cambio totalmente, esto si que era Hard rock del bueno, totalmente de acuerdo en todo lo que dices del disco, pero en cuanto al resto de su discografia, desafortunadamente, no volvieron a repetir un disco en esta linea y la verdad es no han llegado a engancharme del todo.

TSI-NA-PAH dijo...

”Rock’n’Roll machine” junto a "Never Surrender" son de lo mejorcito de esta banda,siempre me han gustado mucho y es que en canada hay muy buenas bandas.
Un abrazo

Ofersan dijo...

Yo tengo el directo clásico de la banda y en un DVD la actuación del Us Fest 83, donde se hicieron grandes.
De jovencito recuerdo videos por la tele, pero poco mas, tendre que escuchar esta recomendación.

Aitor Fuckin' Perry dijo...

Dios, otra vez. Voy a tener pesadillas con tu blog. Cada vez que entro me bajas la autoestima. Al menos a Triumph los conozco de oídas, algo es algo. Nada, mientras tanto iré a por algún enlace para descargarlo.

paulamule dijo...

Tremendo y grato descubrimiento que desfloramos a la vez.
Bestiales.
Un beso y salud.

Juan-Luarca dijo...

Menudo pedazo de disco que has elegido para hoy.Ademas da la casualidad de que la semana pasada estuve muy metido con su discografia.Te doy toda la razon, Triumph son enormes y su actuacion en el US Festival fue de lo mas grande(que pena que les tocase de dia)
Aitor, yo te recomendaria algun enlace, pues precisamente colgue este mismo disco en un foro el otro dia.Si pones Triumph (v3) en el Kad, te saldran al menos cinco referencias(dos mias).Todas ellas de plena confianza.Eso si, con permiso de Rockland que para eso es su blog.

manel dijo...

Gran banda. Siempre a la sombra de sus compatriotas RUSH. El disoc que citas es tremendo. Vaya dos entradas hermano...BOB SEGER y TRUMPH!!!!!!! Te sales.
Un saludo.

ROCKLAND dijo...

Javier: bueno, es cierto que algún disco de los mediados de los 80 como “Thunder seven” o “Never surrender” tenían un toque muy comercial tirando a AOR melódico con una producción bastante mediocre pero discos como “Allied forces”, “Just a game” o “Progressions of power” son clásicos instantáneos y que pulverizan cualquier trabajo que se pueda editar a día de hoy. De hecho, muchos fans de la banda consideran “Allied forces” como su obra cumbre. Personalmente lo sitúo un peldaño justo por debajo a este tremendo “Rock’n’Roll machine” que es una obra de arte perfecta. Las guitarras que suenan en este artefacto a cargo de Emmet son alucinantes. ¡Qué bestia!
Por cierto, ya le dí un par de escuchas a Pappo’s blues Vol 1 y no suena nada mal. El sonido es muy primitivo pero el tío se marca unos solos de guitarra muy a tener en cuenta.

Tsi_na-Pah: Canadá nos ha ofrecido grandes artistas…Rush, Neil Young, Pat Travers, y a buen seguro me olvido de muchos. “Never surrender” no lo sitúo entre lo mejor de esta banda aunque algún tema si que tiene su gancho.

Ofersan: esa actuación en el US Festival fue antológica con Mötley Crüe, Van Halen y Ozzy en el mismo cartel…tremendo!! Triumph en directo era una apisonadora y te recomiendo fervientemente este “Rock’n’Roll machine”.

Aitor: jajaja, no tengas pesadillas, majo!! Es un placer poder descubrir infinidad de música de calidad y esta que nos ocupa hoy está en un lugar muy, muy alto. Este disco es ¡IMPRESIONANTE! y vas a flipar en colores aunque ya sabes para gustos colores. Veo que Juan-Luarca te está ofreciendo un enlace…vete corriendo!!

Paulamule: ¡qué buenos son, eh! ¡Qué gustazo oír esta “rock’n’roll machine” por casa una y otra vez. Ojalá los podamos ver algún día en directo, sería la leche! Besos

Juan-Luarca: la verdad es que hacía tiempo que me apetecía hablar de Triumph ya que es una banda que es poco valorada y se merece un mejor reconocimiento. Rik Emmet es sin duda uno de los mejores guitarristas de la historia ¡¡vaya maquinón!! Esperemos que sigan girando. No supe más de ellos después de su actuación el año pasado en el Sweden Festival.

Manel: muy grandes, si señor y como tú bien dices a la sombra de sus “hermanos” Rush. Tuvieron un cierto éxito a mediados de los 80 pero rápidamente cayeron en el olvido. Hay que rescatar a estas grandes bandas del pasado, sin duda. Y en cuanto a Bob Seger, pocos le pueden hacer sombra. Intentaremos seguir con el buen gusto, jejeje.

Saludos a todos.

Rocklive.es dijo...

Joder, parece que están de moda otra vez los Triumph. La verdad es que el señor Rik Emmett es un grandisimo guitarrista y estos canadienses dejaron muy buen material. Por cierto, si no lo has hecho, te recomiendo te eches un vistazo al US Festival 83, del que está extraido el vídeo que has puesto. Un conciertazo. Un saludo

Victor dijo...

Apuntame al Club de los que tienen tareas pendientes. Joder a ver si me centro, cada vez me cuesta mas escuchar toda la musica que quisiera oir. Es increible, cuando solo tenia veinte cassetes me era mas facil centrarme, y eso que tenia el oceano por delante.

Möbius el Crononauta dijo...

Esto es un triunfo y no lo del póker ese.

Yeaahhh

Ringo dijo...

Una banda que tiene muy buen nombre. Yo nunca los he escuchado con atención, creo. Tendré que hacerlo.
Saludos,
Ringo dixit

The Promouters dijo...

Yo empecé con ellos con el doble directo, que es tremendísimo. Y las imágenes de su famosa actuación en el US Festival son de las que quedan en la retina. En mi caso, y como ya insinúan antes, siempre han estado a la sombra de mis adoradísimos RUSH, pero gracias a tu entrada, quizás es un buen momento para rescatar su discografía.

El rey lagarto dijo...

Muy buenas Rockland!

Ni puta idea de este grupo, a mi me suena a hardrock porque el heavy metal no me gusta y esto si que me ha gustado.

Veremos que tal están tras escuchar le disco.

ROCKLAND dijo...

Rocklive: por supuesto que esa actuación en el US Festival del año 83 es la repera. Posiblemente en aquella gira estaban en su cenit y encima presentando un disco como “Never surrender” que debió de tener buenas ventas. A partir de entonces, sus trabajos y el interés sobre la banda fue decayendo.

Victor: es cierto que antes con menos disfrutábamos más que ahora que lo tenemos todo a mano con un simple click. De todas formas, te recomiendo que escuches esta banda desde sus inicios hasta el “Never surrender” del 83. Encontrarás a una banda de altos vuelos con unos trabajos acojonantes.

Möbius: jajaja, como siempre nos obsequies con las palabras justas.

Ringo: imprescindible, te lo aseguro. Son de obligada escucha. Otra cosa después es que te entren y se conviertan en una de tus bandas favoritas.

Pablo: de Triumph no sé si lleguemos a hablar de ellos pero tu devoción por Rush ya me la transmitiste más de una vez. Al contrario que tú, Rush no me llenan tanto. Son unos pedazos de músicos del copón y tienen discazos como “2112”, “Farewell to kings” o “Rush” pero ya sabes que el rock’n’roll no es una ciencia exacta y por lo que sea no me entran de la misma manera. Mira, haré lo que tú y volveré a intentarlo otra vez con Rush…nunca se sabe. Ah, y ese “Stages” de Triumph es uno de los mejores álbumes en directo de esa década, sin duda.

El Rey Lagarto: ¡caramba! Me alegro que estés de nuevo por aquí. Ya veo que has puesto una nueva entrada y me iré dentro de un rato a hacerte una visita. A ver qué nos cuentas. De Triumph sólo tengo buenas palabras para ellos. Empieza por este que nos ocupa que a buen seguro te ofrecerá grandes tardes de placer.

Saludos a todos.

El rey lagarto dijo...

Hombre, si hablamos de placer seguro que Scarlett me lo proporcionaría mas...

txinomandinga dijo...

hey Rockland...no te lo podrás creer, pero a mi me paso igualito que a tí. Lo malo es que tu lo remediaste, pero yo todavía no lo he hecho...ya no hay excusas...voy a por ellos pero ya!!!! gracias man..
salud!!

ROCKLAND dijo...

El Rey Lagarto: jeje, compruebo que sigues teniendo tu refinado sentido del humor intacto. Eso es bueno.

Txinomandinga: corre a por él que ya estás tardando!!

Saludos a los dos.

sammy tylerose dijo...

Yo me compré hace años el "Allied Forces" y "Never Surrender". El primero es brutal, imbatible. El segundo se deja escuchar, aunque el nivel baja un poquito. Con el resto de la discografía no me he atrevido. He leído criticas para todos los gustos: un tío del popu dijo que "Thunder Seven" es lo mejor, otros dicen que en los trabajos anteriores a "Allied..." está la esencia ... conociéndote, seguro que "R'NR Machine" es la apuesta buena, en cuanto lo vea a buen precio (nunca está en calle Tallers) me lo agencio.

ROCKLAND dijo...

Sammy: yo lo tengo en versión CD remasterizada y lo puedes pillar en Amazon a muy buen precio. De hecho, toda su discografía está ahora remasterizada y no tendrías que tener ningún problema en tenerlo en Tallers si lo pides. "Rock'n'Roll machine" te va a encantar. Es una apuesta segura!! Y, por supuesto "Allied forces" es otro pedazo de obra de arte como pocas.

Saludos.