Seguidores

martes, 2 de septiembre de 2014

STEVE EARLE: "Train a comin' " (1995)


Así de claro lo comenta Steve Earle en el libreto interior de este fantástico “Train a comin’”: este genial músico no quiere que sus fans consideren este álbum como un simple trabajo acústico al uso y razón no le faltan a nuestro querido tejano. Aquí hay mucho más que una simple guitarra desenchufada acompañando a este carismático loser. El disco supuso para Steve reencontrarse con su carrera artística después de cinco largos años llenos de penurias, pesadillas y torturas gracias a su adicción a las drogas y alcohol, y eso sin contar sus numerosos matrimonios fallidos y su estancia en la trena. Este hombre estaba realmente curtido en mil batallas y en aquellos años siempre estaba al filo del abismo. Por lo tanto no eran buenos tiempos a nivel personal para el bueno de Steve Earle, pero supo enderezar el rumbo y volvió al mundo de los seres vivos con este pedazo de trabajo bajo el brazo. Es justo reconocer pues, a día de hoy, la importancia que supuso este “Train a comin’”, un puente ideal que preparaba el terreno para lo que se avecinaba un año más tarde con su obra definitiva como es “I feel Alright”.

Gracias a algunas canciones que tenía compuestas hace muchos años, otras firmadas para la ocasión y un recién nuevo contrato con un sello discográfico poderoso como la Warner, Steve grabó estas 13 canciones de folk/country al más puro estilo de la música tradicional americana con un sonido lleno de mandolinas, dobros, violines, armónicas y por supuesto guitarras acústicas. Autobiográfico y lleno de matices según va creciendo las escuchas, está entre lo más alto grabado por este hombre bajo mi humilde punto de vista. Destacan “Angel is the devil”, compuesta durante su estancia en la cárcel y que grabaría más tarde para un single compartido con Supersuckers; la melancólica “Goodbye”; su primer dueto con Emmylou Harris en “Nothin’ with you”, o la tremenda “Ben McCulloch” con tematica claramente anti-belicista y que da entender lo comprometido que siempre fue este outlaw. Acompañan también en este disco tres versiones, un par de ellas geniales como “I’m looking thru you” de The Beatles, la fantástica cover de su queridísimo Townes Van Zandt en “Tucusum Valley” y la que sobra totalmente como ese esperpento llamado “Rivers of Babylon”.

Con este excelente disco, se avecinaba un futuro prometedor para este carismático compositor.

5 comentarios:

Benet Rockfloyd dijo...

No lo conocía pero el vídeo me ha gustado. Me lo apunto.

victor dijo...

Otro tipo del que conozco cero.......Un disco por el que empezar?
un saludo.

ROCKLAND dijo...

Bente: el disco suena igual de celestial. No lo dejes pasar por alto.

Victor: uf, el tío tiene tantos que es difícil poder citar alguno en concreto. No obstante aquí te dejo alguno de mis favoritos:
- I feel alright
- Copperhead Road
- The hard way
- El Corazón

Si te molan estos cuatro, creo que puedes seguir con su excelente discografía.


Saludos a los dos.

Félix González dijo...

se pueden hacer cosas increíbles solamente con una guitarra

Qué gran carrera ha tenido este hombre. Últimamente le ha ganado un poco el personaje, pero sigue siendo alguien a tener en cuenta

ROCKLAND dijo...

Félix Gónzalez: sus últimos discos no me dicen mucho, pero el resto es de notable alto.
Yo adoro el Steve Earle del pasado, incluso su etapa ochentera es más que recomendable.

Saludos!